Header

 

Honduras entra en espiral de protestas violentas en varios puntos

Honduras
  • EFE

El Partido Libertad y Refundación (LIBRE) comenzó el pasado domingo una serie de protestas con quema de neumáticos en vías públicas contra el presidente de Honduras, Juan Orlando Hernández, quien está cumpliendo el primer año de su segundo mandato, luego de ser reelegido en 2017 entre denuncias de fraude.

Las primeras movilizaciones se iniciaron hacia las 07.00 horas locales (13.00 GMT) en varias regiones del país con pequeños grupos de manifestantes portando mantas, pancartas con mensajes contra Hernández y banderas rojas de LIBRE.

En Tegucigalpa los manifestantes, corearon consignas como "Fuera JOH" (Juan Orlando Hernández) y se movilizaron en varios puntos de la ciudad, con presencia de cuerpos de seguridad en muchos de ellos. En el sector conocido como Cerro Grande, la Policía Nacional disolvió una de las protestas que encabezaba un directivo de LIBRE, Juan Barahona, quien dijo a los periodistas que fueron dispersados con gas lacrimógeno.

Agregó que las fuerzas de seguridad están "reprimiendo al pueblo que protesta contra el dictador", pero que la movilización "no la van a detener". El sábado, LIBRE difundió un listado de sitios en los que habrá protestas este domingo, en al menos 14 de los 18 departamentos del país. En el caso de Tegucigalpa, departamento de Francisco Morazán, centro, LIBRE anunció tomas en doce puntos de la ciudad.

La circulación de vehículos y personas se ha reducido por las protestas anunciadas por LIBRE, cuyo coordinador general, el expresidente hondureño Manuel Zelaya, dijo el sábado que las tomas de este domingo son el inicio de lo que será gradualmente "un paro nacional" para sacar del poder a Juan Orlando Hernández.

Para "sacar del poder al dictador", Zelaya convocó para este domingo a los "comandos insurreccionales", aunque el sábado dijo al Canal UNETV que lo del pasado domingo es solamente "un calentamiento" de lo que sería la expulsión de Juan Orlando Hernández del poder.

Las fuerzas de seguridad también se han apostado en varios tramos de carreteras importantes como la que comunica a Tegucigalpa con San Pedro Sula, las dos ciudades más importantes del país. Lo mismo ocurre con otras vías que comunican a San Pedro Sula con otras ciudades del norte y occidente.

LIBRE y otros sectores de oposición no reconocen a Juan Orlando Hernández como presidente, aduciendo que fue reelegido mediante un fraude, de lo que responsabilizan al Tribunal Supremo Electoral.

Hernández, quien en noviembre de 2013 ganó la presidencia con la bandera del Partido Nacional para un período de cuatro años, cumplió el pasado domingo su primer año del segundo mandato, pero según LIBRE, ambos períodos los ganó con fraude y el apoyo de Estados Unidos.

Hernández viajó el sábado a Panamá para asistir a la clausura de la Jornada Mundial de la Juventud con una misa oficiada por el papa Francisco.


Las protestas en Tegucigalpa, Acan-Efe pudo constatar al menos dos de tres desalojos con gases de manifestantes que en pequeños grupos protestaban en el sector de la "Colonia Kennedy", un populoso barrio en el oriente de la ciudad. En otros puntos de la capital hubo presencia de acciones similares, que en varios momentos cerraron los dos carriles colocando barreras con neumáticos a los que les prendían fuego.

La Secretaría de Seguridad con anticipación advirtió que no permitiría que se impidiera la circulación de personas y vehículos. Situaciones parecidas a las de Tegucigalpa se han registrado en otras ciudades del centro, norte, sur, occidente y oriente del país.

En otro extremo cercano a la "Colonia Kennedy", una veintena de manifestantes portando banderas en azul y blanco de Honduras; rojas del Partido LIBRE y mantas con mensajes contra el presidente de Honduras, permanecían solamente en un carril.

"Estamos aquí porque nos han convocado, somos pocos, pero estamos exigiendo la salida del dictador", dijo a Acan-Efe uno de los manifestantes enfundando en un chaleco rojo con el mensaje "Fuera JOH" en la espalda.

El mismo manifestante, que solamente se identificó como Roberto y "estudiante universitario", indicó que no cree que en este momento Hernández salga del poder porque "no se está tomando la estrategia adecuada" y "hace falta mucho por hacer". "Falta concientizar a las bases del partido (LIBRE) en barrios, sin importar el color político para acabar con la apatía del pueblo", acotó.

A unos 40 metros del grupo de activistas de LIBRE estaban apostadas dos patrullas de la Policía Nacional, cada una con once agentes, quienes cuando el grupo de manifestantes se trasladó en tres vehículos al sector de la Kennedy, los siguieron guardando la distancia.

"Cómo puede gobernar a la fuerza alguien que se siente rechazado por la mayoría del pueblo", se preguntó Zelaya, quien recalcó que con la protesta de hoy en diferentes regiones del país "el poder regresó al pueblo".

Sobre los "comandos insurrreccionales" que él juramentó en diciembre, dijo que "en estos momentos están en un porcentaje que no podemos disponer sobre un paro nacional". Según Zelaya, el pueblo considera necesario cambiar al gobierno y que haya elecciones, para lo que hace falta una consulta popular.

El dirigente sindical Carlos Reyes, uno de los que participó en las manifestaciones de Tegucigalpa, dijo a Acan-Efe que la solución política para salir de la crisis que vive el país "pasa por resolver el problema central, que es el de la dictadura".

"Aquí tenemos una dictadura que es precisamente la que está afectando todas las relaciones en el país", enfatizó Reyes, quien comparó la "dictadura" de Hernández con la de Pinochet, con un plus agregado: "el narcotráfico, el crimen organizado, la corrupción y la impunidad".

Las próximas elecciones generales en Honduras están previstas para el 28 de noviembre de 2021 y, según dijo Hernández el viernes, el 27 de enero de 2022 le entregará la banda presidencial a su sucesor o sucesora. 

El presidente Hernández compareció ante el Parlamento, donde los titulares de los tres poderes del Estado rindieron un informe de labores correspondiente al último año, además de resaltar los logros que, en su opinión, ha tenido su gobierno en materia de seguridad y finanzas, y anunció que aumentará a 26.000 el número de policías para lograr la paz que necesitan los hondureños, entre otras cosas.

El presidente Hernández está este domingo en Panamá asistiendo a la clausura de la Jornada Mundial de la Juventud (JMJ) con una misa oficiada por el papa Francisco, y se espera que regresa a Honduras este mismo día.

Fuente- Información de EFE

HondurasEFE

HondurasEFE

HondurasEFE

HondurasEFE

Recommended for You