Header

 

La inestabilidad política "complica" la situación fiscal de Centroamérica

  • |
  • Jue, 13/09/2018 - 23:00
Economia
  • EFE

El Instituto Centroamericano de Estudios Fiscales aseguró hoy que la inestabilidad política y la falta de planificación a largo plazo de los Estados de la región "complica" la situación fiscal, que se ha deteriorado paulatinamente.

El ente regional presentó este miércoles su perfil macrofiscal más reciente, que contiene una estimación para el cierre de 2018, y en él se señala que el gasto público regional pasará de un 18,1 por ciento del PIB en 2017 a un 18,3 para este año.

En concreto, el gasto público del Gobierno Central se ubicará en 2018 en 21,4 % del PIB en Costa Rica, 20,4 % en El Salvador, 20 % en Honduras, 18,4 % en Nicaragua y 17,6 % del PIB en Panamá, destacando la excepción del caso de Guatemala (12,1 % del PIB), que continúa con "una política crónica de austeridad que le hace incapaz de atender las principales necesidades sociales".

El gasto público de funcionamiento para los Gobiernos se mantuvo constante, en alrededor del 12,3 % del PIB, mientras que los gastos de capital se redujeron de 3,7 % a 3,6 % del PIB, siendo más notorio dicho proceso en Costa Rica, Honduras y Nicaragua.

Los dos primeros países como consecuencia de un esfuerzo para tratar de reducir el déficit fiscal y el crecimiento de la deuda pública, mientras que en Nicaragua la reducción es producto de la inestabilidad política que experimenta.

Por su parte, el pago de intereses de la deuda pública representa el 2,4 % del PIB para toda la región. Sin embargo, para países como Costa Rica, El Salvador y Honduras (3,7 %, 3,7 % y 2,9 % del PIB, respectivamente), este pago se convirtió en una "fuerte rigidez que dificulta el alcance de los objetivos de la política fiscal".

El análisis señala que, en general, la región "carece de sistemas planificación apropiados", como mecanismos reales de determinación del impacto del gasto público sobre la sociedad o evaluaciones de beneficio/costo que permitan identificar la pertinencia de las decisiones públicas.

"La asignación del gasto y los resultados obtenidos, continúa siendo el principal alimentador de la opacidad y de la caída de la moral tributaria de los contribuyentes de la región", concluye.

En cuanto a la carga tributaria regional, ésta se reducirá en 2018 a 14 % del PIB, luego de registrar 14,1 % en 2017 y 14,2 % en 2016.

Los países que se estima disminuirán su recaudación tributaria son Costa Rica, Nicaragua -por la crisis- y Guatemala y Panamá -por la pérdida de capacidades en sus administraciones tributarias-.

"Los Estados han carecido durante 2018 de esfuerzos efectivos que logren cambios tributarios que aumenten la recaudación; y, por el contrario, han mantenido las políticas de incentivos tributarios a la inversión y de protección comercial", abunda el documento, que recuerda la necesidad de reformas fiscales para la "suficiencia y sosteniblidad"

La inestabilidad política latente en la mayor parte de Estados centroamericanos, continúa, revela "la débil legitimidad de quienes dirigen los organismos del Estado para poder impulsar estos cambios, poniendo en peligro los avances democráticos y disminuyendo las posibilidades de desarrollo de Centroamérica". ACAN-EFE

Fuente- EFE

Recommended for You