Header

 

Legisladora exiliada: los niveles de hambre en Venezuela superan los de los países en guerra

  • |
  • Mar, 12/02/2019 - 13:24
Exiled lawmaker: Hunger levels in Venezuela exceed those in countries at war
  • EFE

Por Jorge Gil Ángel

La crisis que atraviesa Venezuela ha provocado una hambruna a tal escala que merece la apertura inmediata de un corredor de ayuda humanitaria hacia el país, ha dicho en una entrevista exclusiva publicada por EFE el lunes una joven política que vive actualmente en el exilio en la vecina Colombia.

Gaby Arellano, de 33 años de edad, quien ingresó al parlamento hace tres años, pertenece al mismo partido político Voluntad Popular (Voluntad Popular) que el presidente interino Juan Guaidó y que tuvo que exiliarse en abril, dijo que en su opinión los niveles de hambre y privaciones en su país son tan malos como los de los países en guerra o que han sido golpeados por desastres naturales.

"Desafortunadamente, los corredores humanitarios se activan en países en guerra o con desastres naturales, ninguno de los cuales ha ocurrido en nuestro país, pero realmente tiene que iniciarse porque la hambruna supera la de muchos de esos países", dijo la exiliada legisladora a EFE en Cúcuta, en la frontera con Colombia.

Más del 61 por ciento de los venezolanos descendieron a la pobreza y perdieron más de 10 kilos (22 libras) de peso corporal en 2017, según una Encuesta de Condiciones de Vida (Encovi) realizada anualmente por las principales universidades del país y que se publicó el mes pasado.

Arellano tuvo que huir de Venezuela para evitar el arresto por haber respaldado un fallo de la Corte Suprema de Justicia en el exilio que establece que Maduro debe ser juzgado.

Ella es la legisladora a la que Guaidó, quien hasta el momento ha sido reconocido por unos 40 países como presidente interino de Venezuela, le ha confiado la recepción de la ayuda humanitaria internacional en la ciudad fronteriza de Cúcuta.

La primera tanda de ayuda llegó allí el jueves y, según Arellano, toneladas de ayuda alimentaria comenzarán a fluir pronto.

"Estamos trabajando con otros dos países que comenzarán a enviar ayuda a través de Colombia y queremos abrir otros puntos de cruce en las fronteras de nuestro país, no solo aquí en Cúcuta", dijo. "Esta ciudad tiene el centro de recolección más grande y se ha preparado con instalaciones para hacer frente a un proceso como este", agregó.

Arellano dijo que Guaidó "hará importantes anuncios" el martes sobre la entrada de ayuda humanitaria en Venezuela y explicará "cómo y cuándo".

El Día de la Juventud se celebrará entonces y Guaidó ha pedido al pueblo que se movilice contra Nicolás Maduro, a quien considera un "usurpador" de la presidencia, dijo Arellano.

Arellano agregó que docenas de voluntarios trabajaban en un centro de recolección en el puente Tienditas, una estructura moderna que une a Venezuela con Colombia, que aún no ha sido inaugurada por el gobierno de Maduro. Ella dijo que el régimen se ha negado a recibir ayuda porque Maduro lo considera un show político.

El puente se inauguró en 2016, pero sigue sin usarse debido a los constantes cierres de fronteras, según informaron los residentes locales a EFE.

"El régimen de usurpación busca, por todos los medios, desinformar, desmotivar y dividir nuestros esfuerzos y el presidente Guaidó trabaja incansablemente por la unión, para ser coherente, para ser responsable, para trabajar en una estrategia que haga avanzar las cosas a un ritmo constante", afirmó la joven legisladora.

Arellano dijo que estaba convencida de que será la gente de Venezuela la que saldrá a derribar "los muros de la dictadura", refiriéndose a dos contenedores y un camión cisterna que se colocaron en el puente Tienditas para evitar su uso.

"Estamos convencidos de que hoy existe una abrumadora necesidad de desencadenar una movilización popular", dijo.

Arellano dijo que si bien Guaidó tenía apoyo popular e internacional, ahora solo necesita al ejército de Venezuela, la Fuerza Armada Nacional Bolivariana (FANB), para reconocerlo como su único comandante en jefe.

"Hay un plan, hay una ruta, dentro y fuera del país, creo que hay que enfatizarlo", dijo.

También criticó a Maduro por decir que no hay crisis en su país, como por ejemplo cuando dio una conferencia de prensa el viernes en el Palacio de Miraflores.

"¿Qué puede quedar para el resto del pueblo venezolano si las luces se apagan durante una transmisión en vivo de Maduro en el Palacio de Miraflores?", preguntó. "Esa fue una clara señal de la decadencia que existe en nuestro país".

Fuente-EFE

Recommended for You