Header

 

Muertos y detenidos tras crisis política en Honduras

The two officers were shot during an operation under the state of emergency in effect since Friday, due to violent demonstrations and vandalism unleashed in several cities
  • EFE

La crisis política de Honduras ha dejado al menos una docena de muertos, una indeterminada cantidad de heridos, lesionados, más de 500 detenidos y millonarias pérdidas a la economía del país. 

Entre los muertos figuran dos policías en la comunidad de Río Tinto, en el departamento de Olancho. Los dos oficiales fueron atacados a tiros durante una operación en aplicación al estado de excepción que rige en el país desde el viernes, por las manifestaciones violentas y el vandalismo desatado en varias ciudades.

Asimismo, las protestas callejeras han dejado decenas de pequeños, medianos y grandes negocios destruidos total o parcialmente, algunos de ellos incendiados.

Las fuerzas del orden han detenido a más de 500 personas en horas de la noche entre los días miércoles y domingo. Algunos habrían sido puestos en libertad en horas que no rige el estado de excepción, mientras que otros serán remitidos a los tribunales de justicia por violar las leyes, según la Secretaría de Seguridad. La Alianza de Oposición acusa a los cuerpos de seguridad del Estado de las muertes violentas.

Organizaciones internacionales se pronuncian

La Misión de Observación Electoral de la Unión Europea (MOE UE) respaldó la petición de recuento de votos en las recientes elecciones presidenciales en Honduras hecha por la Alianza de Oposición contra la Dictadura.

"Entendemos que para garantizar la transparencia en este proceso y garantizar que el voto del pueblo hondureño es respetado, el Tribunal Supremo Electoral debe tener flexibilidad total en aceptar las peticiones de los partidos", dijo la jefa de la MOE UE, la eurodiputada Marisa Matías, en rueda de prensa.

Por su parte, la Organización de las Naciones Unidas hizo un llamamiento a la calma y la moderación a raíz de las disputas surgidas tras las elecciones y confía en que se resuelvan por los canales legales.

Además, la ONU informó de que el secretario general de Naciones Unidas, António Guterres, está siguiendo de cerca este proceso y ve "con preocupación" los incidentes violentos que se han registrado a raíz de las diferencias surgidas por los datos del escrutinio. Recuerda que la mejor forma de resolver "las denuncias de irregularidades" es hacerlo dentro de los parámetros fijados en la Constitución "y en los canales institucionales".

Recommended for You