Header

 

Naso Tjer Di se convierte en la Sexta comarca indígena en Panamá

Indigenas
  • @asambleapa

El Parlamento de Panamá aprobó hoy una ley que crea la comarca indígena Naso Tjer Di, la cual se convierte en la sexta que existe en el país y se ubica en la zona occidental, cerca de la frontera con Costa Rica.

La Asamblea Nacional señaló que dicha ley establece que las tierras ubicadas dentro del territorio Naso Tjer Di "son propiedad colectiva de ese pueblo, que la administrará, poseerá sus derechos de manera perpetua y usufructuará, con el fin de lograr su bienestar económico, social, cultural y político".

En paralelo y resaltando también la importancia de los derechos de la comunidad indígena en especial en Latinoamérica, la Fundación para el Debido Proceso (DPLF) anunció el día de ayer la publicación de un
nuevo manual que busca dotar a los pueblos indígenas, de los recursos necesarios para defender sus derechos ante el riesgo de que sean vulnerados.

Bajo el nombre de "Manual para defender los derechos de los pueblos indígenas y tribales", el documento actualiza una versión previa de 2009 y pone a disposición de esos colectivos información y herramientas que puedan ayudar a la defensa de sus derechos en la actualidad, según un comunicado de la ONG.

Por su parte, el Parlamento de Panamá apuntó que "La nueva comarca indígena Naso Tjer Di será segregada del territorio del distrito de Changuinola, en la provincia de Bocas del Toro, y tendrá como cabecera la comunidad de Sieyic, en la ribera del río Teribe".

La ley, presentada por el diputado opositor Ausencio Palacios aún tiene que ser sancionada por el presidente panameño, Juan Carlos Varela, para entrar en vigor.

En Panamá existen cerca de 400.000 indígenas, que representan alrededor del 11 por ciento de la población total y que se agrupan en 7 etnias principales: Emberá, Wounaan, Guna, Ngäbe, Buglé, Naso y Bri-Bri. Gran parte de estas personas habitan en las cinco comarcas indígenas que actualmente tienen reconocimiento legal y autonomía propia: Embera-Wounaan, Guna Yala, Ngäbe-Buglé, Madugandi y Wargandi.

Aunque el país centroamericano es uno de los que más crece de la región, la situación de los indígenas es precaria: la pobreza afecta a 96,7 por ciento de las personas y la desnutrición crónica al 72 por ciento de los niños y niñas menores de cinco años, de acuerdo con la última encuesta oficial.


Fuente-EFE

Recommended for You